Saltar al contenido principal

Acceso a otros temas jcyl.es

Junta de Castilla y León

Comunicación

  • Acceso usuarios registrados
  • Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Comunicación de la Junta de Castilla y León

Redes Sociales

Suárez-Quiñones defiende la situación estratégica de Castilla y León en el Corredor Atlántico y asegura que la Comunidad trabaja para convertirlo en nodo logístico europeo

  • Abre una ventana o marco nuevoContactar
  • Abre una ventana o marco nuevoEnviar
  • Abre una nueva ventanaImprimir
  • Compartir

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha participado hoy en una jornada sobre el papel del Noroeste español en el Eje Atlántico de la Red Transeuropea de Transportes junto a los consejeros de Asturias y Galicia y diversas representaciones políticas, institucionales, sociales y económicas. Durante la ponencia, ha destacado el potencial logístico de la Comunidad y ha defendido la integración del Noroeste peninsular para potenciar el Corredor Atlántico como eje fundamental de conexión para España y Europa.

18 de septiembre de 2018

Castilla y León | Consejería de Fomento y Medio Ambiente

La jornada sobre ‘Retos y oportunidades del Corredor Atlántico y su conexión con los puertos del Noroeste español’, ha sido organizada por la Plataforma empresarial Atlántico Norte, en la que ha participado hoy el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, con una ponencia junto al consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente del Gobierno del Principado de Asturias, Fernando Lastra, y la consejera de Infraestructuras y Vivienda de la Xunta de Galicia, Ethel Vázquez.

La jornada, introducida por el secretario General de Infraestructuras del Ministerio de Fomento, incluyó una intervención Institucional de los tres consejeros, en la que ha participado Suárez-Quiñones, durante la cual ha resaltado la importancia de la actividad logística como factor de crecimiento y desarrollo para Castilla y León y las oportunidades que en esta actividad tiene aprovechar la posición geográfica de Castilla y León para ser nudo y puerta de entrada y salida a los puertos de las fachadas atlántica y cantábrica. Durante su intervención, ha señalado que en la Comunidad “debemos explotar al máximo nuestro potencial logístico con el fin de hacer más eficiente nuestro sistema productivo, contribuyendo al impulso empresarial y a la consolidación y creación de empleo en torno al sector”.

Ha destacado la situación estratégica de la Comunidad como zona de paso y confluencia de los ejes de comunicaciones con el norte, centro y sur de España, así como con Portugal y el resto de Europa. Castilla y León contabiliza 117 millones de toneladas de mercancías con origen-destino en la propia Comunidad, es decir, el 10,5 % del total nacional. Cerca de 14.000 empresas participan en la actividad logística con una flota de más de 30.000 vehículos, que aportan más del 3 % del PIB regional y dan empleo a más de 94.000 personas.

De la misma manera, la Comunidad se ve reforzada por la posición estratégica derivada de la situación central que, dentro de la Península, ocupa en el Corredor Atlántico, que es uno de los corredores prioritarios multimodales de la Red de Transeuropea de Transporte. Dos corredores atraviesan la Península Ibérica: el Corredor Atlántico y el Mediterráneo. Ambos contribuyen a la vertebración y cohesión territorial del país, otorgándole también de mayor dinamismo económico.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente ha defendido hoy el Corredor Atlántico como eje fundamental para la Comunidad de Castilla y León, y la integración del Noroeste de la Comunidad y de España, potenciando el papel del corredor a fin de reequilibrar las conexiones ferroviarias para evitar discriminar a unos territorios frente a otros y apostar por la conexión con Portugal.

Desde la Consejería de Fomento y Medio Ambiente se ha trabajado en tres frentes: el primero, para la ampliación del Corredor al Noroeste peninsular, que se retroalimenta de mercancías con origen o destino en los puertos españoles del cantábrico  y atlántico; el segundo, en colaboración con otras comunidades autónomas, para mejorar la financiación de la Red Básica y la Red Global; y el tercero, con el objetivo de apoyar iniciativas que atraigan a Castilla y León la financiación de la Unión Europea, fundamentalmente a través del mecanismo ‘Conectar Europa’.

Líneas de actuación de la Consejería

La Consejería ha trabajado en estos objetivos a través de cuatro líneas de actuación:

La primera, viene marcada por el desarrollo de la Macrorregión RESOE, el Grupo de Regiones Sudoeste de Europa, una alianza que permite compartir estrategias con otras regiones para la cooperación a la hora de competir por los fondos financieros. La Comunidad pertenece a esta alianza desde su creación en 2010, al lado de otras comunidades españolas como Asturias, Galicia y Cantabria, y de regiones portuguesas, liderando el Grupo de Trabajo de Transportes y Logística.

La segunda, viene determinada por la pertenencia de Castilla y León al Foro del Corredor Atlántico, el organismo de participación y discusión sobre la situación del Corredor y las propuestas de mejora, y al Grupo de Trabajo de las Regiones integrado en él, lo que permite plantear directamente ante el coordinador europeo del Corredor las peticiones, sugerencias y demandas del territorio RESOE.

La tercera línea de trabajo es la participación en instrumentos de planificación de infraestructuras logísticas. A través del Plan de Infraestructuras, Transporte y Vivienda 2012-2024 del Gobierno de España, con quien ha concertado un Protocolo para la planificación estratégica de las infraestructuras para el transporte, a través de estudios que determinan su viabilidad, el diseño funcional más eficiente y definen el modelo de gestión más adecuado. Por otro lado, mediante la Estrategia Logística de España, la Comunidad elabora su Estrategia Logística Regional que establece la Red CyLoG, para el desarrollo y funcionamiento en red de los enclaves logísticos de Castilla y León.

Por último, la Consejería trabaja en la ampliación al Noroeste de la configuración formal del Corredor Atlántico, mediante la modificación de la normativa europea vigente, por un lado a través de la colaboración con el Ministerio de Fomento para dicha modificación en el reglamento europeo, y por otro, mediante la participación en foros europeos, como el SIL de Barcelona o la próxima intervención del consejero de Fomento y Medio Ambiente en Bruselas, defendiendo la extensión del Corredor al Noroeste peninsular.