Saltar al contenido principal

Acceso a otros temas jcyl.es

Junta de Castilla y León

Comunicación

  • Acceso usuarios registrados
  • Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Comunicación de la Junta de Castilla y León

Redes Sociales

Suárez-Quiñones insiste en la necesidad de enlazar Castilla y León con la Cornisa Atlántico-Cantábrica para mejorar la conectividad de Europa

  • Abre una ventana o marco nuevoContactar
  • Abre una ventana o marco nuevoEnviar
  • Abre una nueva ventanaImprimir
  • Compartir

La Comunidad apuesta ante el Parlamento Europeo por la Vía Atlántica y abrir la conexión del transporte ferroviario de Europa a la fachada atlántica de la Península Ibérica a través de los puertos de Vigo, La Coruña, Gijón y Avilés mediante el nudo de León y la conexión a través de Palencia con el actual trazado del Corredor.

16 de octubre de 2018

Castilla y León | Consejería de Fomento y Medio Ambiente

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, en su intervención en el Parlamento Europeo, mostró la visión global, capilar e integradora que la Junta plantea de lo que debe ser una adecuada definición de las Redes Transeuropeas de Transportes y defendió la necesidad de dotar a los puertos del Atlántico peninsular de un acceso real al espacio europeo a través de Castilla y León.

Tras exponer las claves de la estrategia logística y las potencialidades de la Comunidad, reclamó incluir dentro de la Red Transeuropea de Transporte (Red TEN-T), en la próxima revisión del Reglamento 1315/2013, de todos aquellos tramos que faltan –los eslabones perdidos– para conectar las regiones del este de Europa con la fachada atlántica y sus puertos, ya que dicha inclusión podría suponer que esos eslabones perdidos se pudieran beneficiar de hasta un 40 % de fondos CEF.

Expuesta la posición estratégica de Castilla y León en el contexto nacional y europeo, fortalecida por la importancia para el Corredor Atlántico, mantuvo que la Comunidad forma parte de la zona de influencia de los puertos de la Cornisa Atlántico–Cantábrica, y por ello, la importancia para Castilla y León de su conexión con puertos del noroeste Atlántico de la Península Ibérica como territorio de interior.

Suárez-Quiñones ha señalado que los puertos desempeñan un papel trascendental en la dinamización de las zonas de influencia y por ello es necesario mejorar las conexiones de los puertos de la fachada atlántica española -Gijón, Avilés, Vigo, La Coruña- con Castilla y León, como zona de influencia interior, para que puedan formar una nueva red de entrada y salida del continente, complementaria a la de los grandes complejos portuarios de Rotterdam, Bremerhaven, Brujas y Thamesport.

Por otro lado, reclamó la unión de los corredores Atlántico y Mediterráneo que atraviesan la Península Ibérica y consideró imprescindible la mejora de la comunicación ferroviaria norte-sur de la península mediante la mejora y adecuación de la línea directa ferroviaria Burgos-Aranda de Duero-Madrid.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente informó al foro que la ampliación de la definición puramente lineal del Corredor Atlántico, mediante la modificación de la normativa europea actualmente vigente, para la extensión del Corredor Atlántico al noroeste peninsular, es una línea prioritaria para Castilla y León, ya que el 95 % de la financiación europea para la Red TENT-T se produce en el trazado del Corredor Atlántico (que no es solo de mercancías), en la que la que la Junta de Castilla y León ha trabajado con intensidad, junto al Gobierno de España, reforzando, además, alianzas con las comunidades autónomas de Galicia y Asturias.

Esto ha permitido que el pasado 6 de junio la Comisión Europea propusiera a los colegisladores europeos la inclusión en los mapas del reglamento la conexión ferroviaria con los puertos marítimos de Vigo, A Coruña, Gijón y Avilés a través de Castilla y León, unas líneas ferroviarias que pertenecen ya a la Red Básica de la Red TEN-T.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente señaló que este logro “nos anima a seguir trabajando para conseguir apoyos de otras administraciones y representaciones sociales y económicas, que permitan plasmar un mensaje de unidad y voluntad compartida ante la Unión Europea”.

Macrorregión RESOE

Un trabajo que venía precedido por el desarrollado en el seno de la Macrorregión RESOE, una alianza a la que Castilla y León pertenece desde su creación en 2010, al lado de otras comunidades autónomas españolas como Galicia, Asturias y Cantabria, y de las Regiones Norte y Centro de Portugal, manteniendo, además, una posición muy activa, liderando el Grupo de Trabajo de Logística y Transporte desde su creación, una de la grandes áreas de actuación.

En dicho ámbito RESOE elaboró un documento técnico indicativo de planificación, liderado en su redacción por Castilla y León y aprobado en 2016 por unanimidad de los miembros del Grupo de Transportes y Logística de la Macrorregión RESOE y trasladado al Ministerio de Fomento y al Foro del Corredor Atlántico, en el que se han detectado 144 actuaciones y proyectos susceptibles de financiación europea que por su ubicación e importancia económica e industrial sean viables y capilares a la línea del Corredor Atlántico y se conecten con los puertos de la fachada Atlántica-Cantábrica.

El consejero concluyó manteniendo que se trata de integrar todos estos proyectos prioritarios en la visión europea de la Vía Atlántica, creando un verdadero eje que desde la fachada atlántica oeste garantice la conexión atlántica de Sines, Aveiro, Leixoes, Vigo, La Coruña, Gijón, Santander y Bilbao, con sus respectivas zonas interiores, como es Castilla y León, continuando luego a los puertos atlánticos de La Rochelle, Nantes/St Nazaire y Brest, y la posterior unión de los corredores Atlántico y Mediterráneo en Lyon y Turin. Señaló que será una gran oportunidad para nuestros países y nuestras regiones, pero especialmente para Europa, que ampliará su puerta de entrada y salida a América y África y, por tanto, sus oportunidades de crecimiento y competitividad.